Fecha de cotización

Cambio

Seleccione los metales que desea representar:

Cobre
Plomo
Zinc
Aluminio
Niquel
Aleación de Aluminio
Estaño
COBRE: 00.000 € | 00.000 $
ZINC: 00.000 € | 00.000 $
NIQUEL: 00.000 € | 00.000 $
ALUMINIO: 00.000 € | 00.000 $
ALEACIÓN DE ALUMINIO: 00.000 € | 00.000 $
PLOMO: 00.000 € | 00.000 $
ESTAÑO: 00.000 € | 00.000 $
Blog

La chatarra, símbolo del reciclaje

By 29 abril, 2019 No Comments

reciclaje de chatarra

Las emisiones de dióxido de carbono (CO2) son las principales causantes del calentamiento global.

Lo peor es que siguen en aumento. En algunas regiones como Europa, se ha conseguido reducir un 1,3%, según datos obtenidos en 2018. Representan actualmente un 11,94% del total de emisiones generadas en el planeta.

Pero si el resto de países o regiones siguen sin aplicar medidas oportunas, la lucha por combatir el cambio climático será cada vez una tarea más complicada.

La AIE (Agencia Internacional de la Energía) ha presentado recientemente un informe, que expone que la demanda de energía en todo el mundo, la principal causante de un incremento del CO2 a escala global, crece a un ritmo del 1,7%.

En el año 2018, las emisiones de dióxido de carbono llegaron a los 33.143 millones de toneladas de CO2. Un análisis detallado de los datos obtenidos, también permite identificar el incremento de emisiones en China, India y Estados Unidos, relacionadas sobre todo por las nuevas centrales de electricidad.

Por qué la chatarra puede simbolizar la solución en el reciclaje

La chatarra se presenta como el elemento salvador, ante una situación de calentamiento global, para la que es difícil encontrar una solución óptima.

La chatarra se identifica como un material (también una maquinaria o incluso un equipo), compuesto de partes o sustancias de tipo metálico, que por viejas o por desuso no deben utilizarse.

No obstante, la chatarra no está compuesta solo de hierro tal y como se piensa, sino de varios metales férricos como hierro y acero, junto a otros materiales no ferrosos (aluminio, cobre, níquel, plomo, zinc).

Estos procesos no biodegradables pueden aprovecharse si el trabajo lo realiza una empresa especializada en recogida y reciclaje de chatarra. Grupo Lyrsa ofrece este servicio en varias provincias españolas, como Madrid y Barcelona, junto a Álava, Zaragoza o Vitoria.

Para un proceso completo, la compañía ofrece contenedores o camiones de transporte, con los que se puede gestionar mejor todos los desechos no biodegradables.

La chatarra se retira, se transporta, se funde y, finalmente, se transforma, con el fin de que su presencia en todo el entorno sea la menor posible.

Ventajas del reciclaje de chatarra

El reciclaje de chatarra es uno de los que mayores beneficios nos permite aprovechar y, como consecuencia, también es uno de los mecanismos con los que mejor podemos combatir el calentamiento global.

En primer lugar, porque obviamente reduce la acumulación de basura existente. En lugar de que se acumule en vertederos, las iniciativas de reciclaje de chatarra, clasifican, recogen y recuperan todo tipo de piezas, que no son abandonadas.

La industria del reciclaje de chatarra, de hecho, es sostenible y presenta signos de crecimiento. En datos del Observatorio Sectorial DBK, en España se llegó a reciclar en el año 2017 hasta 20 millones de residuos sólidos, un 60% de los cuales provenían del reciclaje de metales y chatarra.

Además, el reciclaje de chatarra requiere de un procedimiento sostenible y eficiente, sobre todo si se compara con la energía necesaria para extraer los metales ubicados en su lugar de origen, normalmente una mina.

Del mismo modo, tampoco provoca los mismos efectos en el medioambiente, que lo que supone extraer el mineral de forma original.

Además, la chatarra reciclada reduce la contaminación del agua y del aire.

Todas estas ventajas presentan a este tipo de reciclaje como uno de los más importantes en todo el país y del que mejores beneficios podemos obtener.