El reciclaje de pilas aumentó el año pasado en España un 32%

Valoración del Usuario: 0 / 5

estrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactiva
 

Las pilas portátiles son aquellas pilas y baterías de uso habitual en hogares y oficinas.

Se entiende por índice de recogida el porcentaje entre el volumen recogido y la media de la cantidad de pilas puestas en el mercado durante los últimos tres años. Esto viene a decir que una de cada dos pilas vendidas en España se recicla de forma separada.

En total, esta plataforma, impulsada por cuatro compañías multinacionales (Braun, Electrolux, HP y Sony), ha recogido 2.185 toneladas de pilas en 2016, lo que supone un 32% más que el año anterior.

A lo largo del año 2016 las empresas productoras adheridas a la European Recycling Platform comercializaron 4.638 toneladas de pilas y acumuladores portátiles, cifra que representa una cuota de mercado del 38,9%.

La citada plataforma lleva años trabajando en la mejora y ampliación de su red de recogida de residuos de pilas, con la finalidad de conseguir alcanzar el objetivo de recogida impuesto para el año pasado y que para 2020 vuelve a incrementarse hasta el 50%.

En el tema del reciclaje de pilas, como en el del resto de áreas de este sector, y más concretamente el de RAEE, la sensibilización y concienciación ciudadana es fundamental. Esta plataforma realiza un profundo esfuerzo en este sentido, para poder conseguir que se realice una correcta gestión del reciclaje de estos residuos. Esto solo se conseguirá si los ciudadanos reciclan de forma separada y depositan en los contenedores habilitados para esa recogida selectiva de pilas.

Este tipo de reciclaje reduce la contaminación del Medio Ambiente (según acreditan determinados estudios, una sola pila de mercurio es capaz de contaminar 60.000 litros de agua) y consigue aprovechar y volver a poner en la cadena productiva materiales muy valiosos.

Es una cuestión muy importante aunque a simple vista pueda no parecerlo. Es cierto que las pilas domésticas sólo significan un 0,1% en peso del total de la basura doméstica que generamos. Sin embargo, algunos de los componentes (metales y sustancias químicas tóxicas) que contienen determinados tipos de pilas son peligrosos incluso en pequeñas cantidades, residuos “potencialmente muy contaminantes”. Es el caso del cadmio, el plomo o el citado mercurio.

European Recycling Platform (ERP) es el primer Sistema de Responsabilidad Ampliada del Productor (SCRAP) de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos de ámbito paneuropeo, una organización que nació en a partir de la primera Directiva de la UE sobre RAEE (residuos de aparatos eléctricos y electrónicos). Ofrece servicios de reciclaje de gran calidad al mejor coste en beneficio de productores, los consumidores, y también del Medio Ambiente y la sociedad en general.